Las Provincias
Valencia CF
El alcalde de Riba-roja, Robert Raga, en Porxinos . :: lp
El alcalde de Riba-roja, Robert Raga, en Porxinos . :: lp

fútbol | valencia cf

La anulación de Porxinos conllevaría que el Valencia CF recuperara parte de su dinero

  • La Sindicatura cree que si cae el PAI se pueden generar obligaciones de pago al Ayuntamiento de Riba-roja, al que el club pide 25 millones

valencia. La Sindicatura de Comptes deja abierta la posibilidad de que el Ayuntamiento de Riba-roja se vea obligado a pagar o a devolver parte de los 25,1 millones de euros que el Valencia le reclama al Consistorio si finalmente no se aprueba el PAI de Porxinos, la zona donde el club proyectó su nueva ciudad deportiva. Un informe elaborado por el órgano fiscalizador censura que la documentación remitida por el Ayuntamiento del ejercicio de 2014 -con el gobierno del popular Francisco Tarazona- no contenga información sobre las contingencias que puedan derivarse como consecuencia de la anulación del plan urbanístico.

El Síndic asegura que si se suspende el PAI se podrían derivar unas obligaciones de pago «cuyo importe no pueden determinarse». El 17 de junio de 2015 el Supremo tumbó el primer plan en la partida de Porxinos. Entre 2007 y 2015, el Ayuntamiento de Riba-roja ingresó 22.112.765 millones. El 18 de noviembre de 2014, Litoral del Este (empresa del Valencia) presentó un documento en el que señaló que no pediría al Consistorio ninguna cantidad si se daba luz verde a un nuevo PAI -esta notificación se produjo antes de la sentencia del Supremo-. El 11 de marzo de 2016, una vez conocida la decisión del Alto Tribunal, el Valencia presentó un PAI que, mediante resolución de alcaldía, se acordó admitir a trámite.

El nuevo plan se encuentra ahora en periodo de análisis en la conselleria de Medio Ambiente -en ningún caso se ha retirado-. El 15 de junio de 2016, Litoral del Este presentó un escrito en el Ayuntamiento para que se le reconozca el pago de 25.117.784 euros en el caso de que no se tramite el último PAI presentado para la construcción de la ciudad deportiva.

El Valencia cursó el mismo escrito a la conselleria para reclamar un pago que supera también los 20 millones de euros. La primera de las alegaciones, firmada por la viceinterventora y la tesorera municipal, dice que al no conocerse la sentencia del Supremo no cabía riesgo y que el Valencia posteriormente había renunciado a reclamar 20,1 millones de euros al Ayuntamiento. El exalcalde de Riba-roja, el popular Francisco Tarazona, también presentó alegaciones al informe de la Sindicatura y asegura que las posibles obligaciones de pago no eran más que una mera especulación sobre una posible condena judicial y que por ello los técnicos municipales no podían fijar una cantidad.

La Sindicatura de Comptes, a las alegaciones del área económica, indica que la sentencia del Supremo se produjo el 17 de junio de 2015 y que la remisión de cuentas del ejercicio de 2014 se produjo el 26 de agosto de 2015, «por lo que se tenía constancia de las posibles contingencias por el PAI de Porxinos y que podrían derivar en obligaciones de pago». La ausencia de información sobre este caso «supone una merma en la transparencia exigible e incumple los principios contables». Además, «en la alegación no se menciona el escrito que Litoral del Este presentó el 15 de junio de 2016, que es muy importante». En este documento el Valencia exige el pago de 25 millones si no sale adelante el último de los PAI presentados.

El alcalde no quiere pagar

El alcalde de Riba-roja de Túria, el socialista Robert Raga, siempre ha defendido que la gestión del anterior equipo del gobierno del PP sobre el asunto de Porxinos podría derivar en un grave perjuicio para el municipio. El pago de 25 millones de euros llevaría a la quiebra al municipio. Raga, que no está dispuesto a pagar porque considera que el Valencia renunció a ese derecho, asegura que acudirá hasta la última instancia judicial para no abonar la cantidad en el caso de que el PAI de Porxinos no vea la luz. Además, el alcalde, que se ha reunido con los máximos responsables del Valencia, no comparte la idea del club de no llevar al primer equipo a la ciudad deportiva Riba-roja.

Recibe nuestras newsletters en tu email

Apúntate