Fútbol | Valencia CF

Valencia CF | Unas bandas de máxima eficacia

Guedes celebra con rabia un gol ante la Real Sociedad. / afp

Carlos Soler y Gonçalo Guedes son los mejores asistentes de la competición | El canterano del Valencia empieza a brillar en su nueva posición y ya ha dado cuatro pases de gol, mientras que el portugués lleva tres

ALBERTO MORENO VALENCIA.

El Valencia ha conseguido con Marcelino una identidad y un estilo de juego bien definidos en las pocas jornadas de Liga que se han disputado. Partiendo desde la solidez defensiva confía en los arreones de los centrocampistas para llevar el balón hacia la portería contraria. Las bandas se han convertido en un aspecto clave para el Valencia.

A principios de campaña, cuando el técnico asturiano desplazó a Carlos Soler hacia la banda derecha del ataque blanquinegro, se pensó que el canterano podía bajar el buen rendimiento que venía desarrollando desde su irrupción con Voro la temporada pasada. Nada más lejos de la realidad. El centrocampista se ha adaptado a las mil maravillas a su nueva posición y se ha convertido en el máximo asistente de la competición doméstica, con cuatro pases de gol a sus compañeros en tan solo seis jornadas que lleva disputadas en Liga. Pero el rendimiento de Soler no se queda ahí: el valenciano ha convertido la banda en una excusa para acabar las jugadas por el centro, su lugar natural, todo esto sin perder un ápice de llegada. Soler ya ha anotado un gol (además tuvo en su cabeza el segundo tanto para desequilibrar el derbi) y ha intentado perforar la portería contraria con ocho disparos durante los 524 minutos que lleva acumulados sobre el césped.

En el otro costado, Gonçalo Guedes, con solo unas semanas en la disciplina blanquinegra, parece haberse adaptado perfectamente en los esquemas del entrenador. Progresando con el paso de las jornadas, revolucionó por completo el partido de Anoeta aprovechando los espacios que dejaba el equipo donostiarra y de sus potentes zancadas salieron dos de los tres goles que anotó el Valencia para llevarse los tres puntos. Un futbolista que le viene como anillo al dedo a la idea de juego que quiere desarrollar Marcelino, su electricidad ayuda a la fluidez en ataque.

En el partido del domingo sumó dos (una a Rodrigo Moreno y otra a Simone Zaza) de las tres asistencias que lleva en Liga. «Hacemos un buen trabajo en el entrenamiento, lo que el míster nos dice y trabajamos al máximo para hacer las cosas bien. El secreto es ir partido a partido, entrenamiento a entrenamiento, para mejorar cada vez más y conseguir los tres puntos en cada partido», explicó el futbolista tras el encuentro. El extremo, junto a José Luis Gayà, fueron dos de los hombres que acabaron tocados tras acabar el partido. Ambos aprovecharon ayer el día libre del equipo para ser examinados por los médicos del club y en principio ninguno presenta lesión alguna, por lo que podrán estar a disposición de Marcelino esta semana para el siguiente compromiso, el domingo en Mestalla ante el Athletic de Bilbao.

Fotos

Vídeos